lunes, 1 de septiembre de 2014

Distimia.



Has debido de tomarte el café de la mañana con menos azúcar que hoy el sol no se refleja en tu rostro como todos los días.  Quizá debiste tomar té para remojar tu sonrisa en las hojas verdes de la hierbabuena.
Hoy no querías despertar, despegarte de la cama, yo no quería despegarme de ti. 
Y sigo sin quererlo...

No hay comentarios.:

te he dicho..

Que te amo...